25.2.10

Rebobina

Recompón el vaso roto: junta sus mil añicos, las astillas de vidrio dispersas por el suelo.

Devuelve ahora a la jarra el agua derramada: el agua caída al suelo. Haz que esté otra vez llena: toda el agua en la jarra sin faltar ni una gota.

Desfríe el huevo frito. Retórnalo a su origen: la clara y yema líquidas, y el cascarón intacto.

Mete otra vez la pasta de dientes en su tubo.

Desquema aquellos árboles a los que hiciste arder. Reconfigúralos. Reponlos a partir de su humo y sus cenizas.

Venga, borra tus actos. Suprímelos. Deshazlos. Déjalo todo igual que antes de haberlos hecho.

2 comentarios:

M.Carme dijo...

Nos lo pones muy dicficil.

saiz dijo...

Difícil no, yo creo que imposible para todos. Lo que quería sugerir es la imposibilidad de retrotraer o "rebobinar" nuestros actos.

En los aparatos de vídeo hay botones "rewind" (para rebobinar) y "supr" (para borrar), pero en la vida no.

De modo que podemos dejar de hacer algo, pero no podemos dejar de haberlo hecho.
(Espero explicarme.)

Es llamativo que se dice de alguien una injuria o una mentira, y después el que la ha dicho tal vez puede retractarse, pero con eso no devolverá al calumniado a la situación anterior al infundio.

Se firman armisticios después de una guerra absurda, o un grupo terrorista decide dejar las armas, tal vez incluso pide disculpas por el sufrimiento y el horror causados.Pero no por eso resucitan los muertos que causó. No, los muertos siguen ahí, muertos para siempre.

Desde luego, todo esto es una obviedad. Sólo intentaba expresarlo hablando de cosas (cristal que se rompe, jarra que se derrama, bosque que se quema...), digamos que de una forma simbólica.